domingo, 25 febrero, 2024
jaimerinconrd@gmail.com
Nacionales

Instituto Duartiano llama autoridades a tomar medidas para garantizar seguridad en Zona Colonial

Jaime Rincon

El presidente del Instituto Duartiano, Wilson Gómez Ramírez, expresó este lunes su preocupación por la tensa y delicada situación que prevalece en la frontera dominicana con Haití.

Definió como “abiertas actitudes de provocación de sectores de Haití interesados en generar confrontaciones, que pueden alcanzar acciones armadas”.

“Es criticable que la Organización de Estados Americanos (OEA), la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y otros organismos internacionales no han pasado de promesas demagógicas mientras la coyuntura de la vecina Nación alcanza ribetes de alto peligro para la estabilidad de la República Dominicana”, afirmó el dirigente de la entidad patriótica.

En un encuentro con directivos del Instituto Duartiano, efectuado en su sede de la Zona Colonial, Gómez Ramírez precisó que no hay evidencias de que haya la más mínima preocupación de la comunidad internacional, incluyendo las grandes naciones que, como los Estados Unidos de América, Francia y Canadá, están comprometidas con estabilizar a la nación haitiana.

El irrespeto haitiano se está manifestando cada vez con mayor desparpajo, ya no solo es la transgresión al tratado de 1929 y el grosero desvío del río Dajabón, sino que se están produciendo agresiones de ciudadanos haitianos ubicados en la frontera norte contra los soldados del ejército de la República Dominicana que patrullan en estricto cumplimiento de su obligación de cuidar nuestra soberanía terrestre”, dijo.

Señaló que los remanentes de autoridad que muestra Haití, siguen asumiendo una conducta poco clara, tanto el primer ministro Ariel Henry como el canciller Jean Víctor Geneus, pues no hacen la oportuna declaración de que no se verifica violación alguna del territorio haitiano por parte de la autoridad militar dominicana, para así edificar a estas gentes y evitar sus desafueros.

“El Instituto Duartiano formula un llamado de urgencia a la OEA, ONU, y de manera particular a los gobiernos de Washington, Francia y Canadá para que desplieguen sus esfuerzos para contribuir a alcanzar una solución pacífica, dialogada y acordada, en beneficio de ambas naciones”, agregó Gómez Ramírez.

Por último, manifestó que debe estar absolutamente claro que nuestro país tiene que adoptar todas las medidas que sean menester para salvaguardar su integridad, los altos intereses de la nación dominicana y su soberanía.

Facebook Comentarios
Redacción
El AutorRedacción